Pages

 

Venecia

32 comentarios
Si cierro los ojos todavía puedo sentir el olor de su comida, sus atardeceres, el sonido de cada calle..., si cierro los ojos todavía puedo sentir como mis pies pisan sus adoquines, y como me ha hecho sentir esta ciudad.
Adoro Venecia, simplemente me ha enamorado, y jamas pensé que llegaría a ser así. Después de todas las ciudades italianas recorridas, Venecia me ha dejado un muy buen sabor de boca, tanto como sus Spritz, o sus helados.

Venecia ha sido el cierre de un viaje de verano extraordinario, y como soy así, y empiezo los relatos por donde quiero, lo voy a empezar por el tejado. Si quereis, acompañadme a descubrir, la que para mí es, la mejor ciudad de Italia.

_MG_4148


Para llegar hasta aquí, nosotros elegimos el avión, como casi siempre. La compañía elegida fue Volotea, que lleva operando desde Abril. En un principio tuvimos un cambio de vuelos que no nos sentó muy bien, pero que desembocaría en poder tener 10 días de vacaciones por Europa, del 5 al 15 de Julio.

DSC00548

La segunda decisión era como emplear estos días, así que los dividimos en 7 días con coche de alquiler, que los usamos para recorrer parte de Croacia, Eslovenia, Austria, Alemania e Italia, pero estos vendrán en próximos relatos, y los últimos tres días y medio para dedicarlo a la ciudad de Venecia, y sus dos famosas islas Murano y Burano.

La cuestión del alojamiento, bajo mi punto de vista, es algo complicada en esta ciudad. Hay muchos hostels y hoteles en los alrededores, o en las islas cercanas, pero que hacen que siempre tengas que coger transporte público para llegar a Venecia, con lo que se suma más dinero. Nosotros en el 80 por ciento del viaje hemos utilizado Couchsurfing, pero las dos ultimas noches, decidimos que cogeríamos un hotel.
Para personas que viajen en grupos, con amigos o con familiares, creo que es muy recomendable buscar algún apartamento, ya que hay muy buena relación calidad-precio. Podeis consultar
Oh-Venice, un buscador de apartamentos que sin duda os ayudará a encontrar alojamiento.
Nosotros decidimos buscar a traves de su buscador de hoteles, en la misma pagina, y encontramos un hotel que nos dio un precio bastante aceptable para estar en el centro de Venecia. Hotel Locanda Ca'Foscari, habitación doble con baño compartido (se comparte con 4 habitaciones más, y siempre está muy limpio) 138 € dos noches.

_MG_4086

Por ultimo, el tema del transporte dentro de Venecia. Como bien sabéis, la ciudad se encuentra enteramente rodeada de agua, sus calles y sus canales solo se hacen transitables a pie o, en barca, water taxi, góndola, o vaporetto.
Y para llegar a sus islas, es imprescindible usar un vehículo acuático.
Nostros decidimos recorrer enteramente Venecia a pie. Sí nos dimos un buen tute, pero para nosotros era bastante costoso gastar cada día dinero en un bono diario de vaporetto, del taxi, gondolas o barco ni hablamos.
El unico día que cogimos un pase, fue de 12 horas, y lo utilizamos para visitar Murano y Burano. Y, ademas, como no nos gastaríamos la friolera de 80-100 euros por montar en una gondola, aprovecharíamos nuestro pase para darnos un par de vueltas completas en Vaporetto, una de ellas con atardecer incluido. 
El transporte desde el aeropuerto, cuesta 6 euros por trayecto en el Aerobus 5, u 11 euros si lo coges ida y vuelta.

_MG_3797

_MG_3790

Con todos los datos básicos recogidos, os contaré que hicimos durante estos 3 días, y aquí va mi primera recomendación, para disfrutar y vivir Venecia, hay que caminarla, hay que alejarse de los lugares más turísticos, y entonces encuentras la verdadera belleza, y esos rincones que te hacen vibrar.

_MG_3592

Dejamos nuestro coche de alquiler, que nos había acompañado durante 7 días, y cogimos el Aerobus 5 con destino Piazza di Roma, la plaza que hay como puerta de la ciudad, está situada cerca del puerto donde desembarcan los cruceros.

Desde allí, nuestro hotel se encontraba a unos 15 minutos a pie, al estar un poco alejado del centro, la primera impresión de Venecia fue estupenda, comenzamos a cruzar puentes y a caminar alrededor de sus canales.
Dejamos todas nuestras cosas en el hotel elegido, y decidimos tomarnos con calma nuestra estancia, sabíamos de sobra las cosas que queríamos ver, pero tambien queríamos perdernos por sus calles, cosa que no es nada difícil, ya que Venecia es como un laberinto, pero un laberinto en el que cada rincón te sorprende.

_MG_3639

Un día antes de llegar a Venecia, habíamos probado el Spritz en una pequeña localidad del Veneto, Schio. Y como sabíamos que era una bebida tipica de allí, decidimos sentarnos y disfrutar de un Spritz, antes de comenzar a visitar los lugares mas importantes de la ciudad.

_MG_3586

Uno de los sitos más visitado de Venecia, es el conocido Puente de Rialto, y esta fue nuestra primera parada. 
El puente cruza el Gran Canal, y tiene una historia bastante curiosa, ha pasado desde su primera construcción, un  reemplazamiento, un incendio y un derrumbamiento, hasta que entre 1588 y 1591 se reconstruyó el puente que hoy día podemos ver.

_MG_4034

Desde aquí, las calles de Venecia, te llevan hasta su única plaza. Sí, hablamos de la Plaza de San Marcos. 
Alrededor de la Plaza, encontramos varios edificios, entre los que se destacan, La Basilica, El Campanile y el Palacio Ducal.

_MG_3736

Debe ser el sitio más concurrido de toda Venecia, porque cuando llegamos estaba hasta arriba de turistas, creo que jamas había visto tantos juntos. Así que, como a mi me gusta ver las cosas mas desahogada, decidimos que al día siguiente madrugaríamos y volveríamos.
Otra de las cosas curiosas que tiene esta plaza, es que es lo primero que se inunda cuando hay tormentas o sube la marea, y es que pudimos ver, como a ultima hora de la tarde la marea subia, y el agua se filtraba por el suelo.

_MG_4229

Volvimos hacia el hotel, y decidimos cenar en una pizzería que un buen amigo nos había recomendado, gracias Mario.
La pizzería se llama Pizza al Volo, se encuentra en una plaza, muy concurrida por jóvenes los fines de semana, la dirección es: Campo Santa Margherita, 2944.
No es una pizzería con mesas, ni muy grande, allí venden pizza al taglio, es decir, en porciones, aunque tambien puedes pedir que te hagan una pizza entera, de tamaño normal o familiar. Nosotros esa noche, decidimos comer pizza al taglio de las que tenían allí, pedimos 4 porciones, dos de funghi, una de prosciutto y una de olivas, junto con dos coca colas y una cerveza. Nos salió la cena por 11,50 €, y estaba exquisita.

IMG_0541

Estábamos bastante cansados, así que nos dimos una ultima vuelta y nos fuimos a descansar, que al día siguiente tendríamos un día bien movidito.

Nos despertamos muy temprano, con la intención de ver el Puente de Rialto y la Plaza de San Marcos, sin apenas gente. Ademas, queríamos ir a Murano y Burano, y sabíamos que si íbamos temprano lo encontraríamos sin apenas turistas y las disfrutaríamos mejor.

Así que cogimos nuestras cámaras, de fotos y video, y nos fuimos a ver en primer lugar el Puente de Rialto, que estaba a 10 minutos a pie del hotel. No sabeis que diferencia cuando no hay gente.

_MG_3793

Lo mismo le pasa a la Plaza de San Marcos, disfrutarla sentados sin turistas, sin vendedores de arroz para las palomas..., es genial.

_MG_3881

_MG_3860

Después de un rato, decidimos que era hora de coger nuestro vaporetto numero 42 para ir a Murano. Nosotros lo cogimos desde la estación que hay junto a la Plaza de San Marcos, para llegar a esta estación, pasas por el famoso Puente de los Suspiros. La historia cuenta que este puente recibe su nombre, debido a los suspiros que los presos daban, ya que allí era la ultima vez que veían el cielo y el mar, antes de ser ejecutados.

_MG_4243

Después de cruzar el puente y fotografiarlo, llegamos a la estación San Zaccaria, cogimos nuestro pase para 12 horas, y a las 8:20 estábamos montando en el vaporetto que nos llevó a Murano.
Decir que desde esta estación el recorrido es más largo, ya que va por la costa de Venecia pasando por la Isola de Santa Elena, La Certosa..., hasta llegar a Fundamenta Nuova, la otra parada en la que podeis coger tambien el vaporetto 42.

_MG_3905

Desde aquí, se dirige al cementerio de San Michel, y después a Murano.

_MG_3949

El día estaba bastante nublado cuando llegamos a Murano, aunque luego se fue despejando. El vaporetto nos dejó en la estación Murano Faro.
Desde allí comenzamos a recorrer sus calles. Lo primero que encontramos fue una fabrica de vidrio, con el talle abierto a la calle, desde donde pudimos ver como soplaban el vidrio y hacían  unos jarrones.

_MG_3953

_MG_3956

Continuamos, y como no habíamos desayunado, paramos en un bar, donde tomamos el mejor desayuno de todo el viaje. Descubrimos un dulce riquísimo, el pan chocolate. Un bollo de pan de chapata con chocolate Nutela dentro y calentito al horno, estaba buenísimo.

Seguimos paseando junto al canal, por la calle Fondamenta Daniele Manin, hasta cruzar el primer puente que nos llevó a la Iglesia de San Pietro Martire, que data del siglo XIV, y que en su interior alberga obras de Tintoretto y Bellini, entre otros.

_MG_3987

_MG_3967

Continuamos, y cruzamos por el único puente que une la parte sur de Murano con la parte norte. Nos dejamos perder por las tranquilas calles de Murano, hasta llegar a la Iglesia de Santa Maria e Donato. En ella se puede ver el estilo Veneciano-Bizantino, ademas de poder disfrutar de un suelo de mosaico impresionante en su interior.

_MG_3977

IMG_0551

Para volver a la zona sur de Murano, decidimos bordear el canal, lleno de tiendas que venden piezas de cristal de allí. Justo en el puente, al cruzar, encontramos una tienda con cosas preciosas, aprovechamos y entramos a verlas.

_MG_3985

Y al irnos hacia el vaporetto, pudimos disfrutar de las obras de cristal que tienen expuestas por las calles, como un curioso jardin de flores de cristal.

_MG_3960

_MG_3958

Esperamos 5 minutos a que llegase nuestro vaporetto, en este caso el numero 12 que nos llevaría a la isla de Burano. Cuando nos estábamos yendo de Murano, comenzaron a llegar bastantes turistas, así que mi recomendación es ir bien temprano, tambien dicen que a última hora de la tarde se puede disfrutar con menos gente.

No recuerdo muy bien cuanto duró el trayecto a Burano, pero fue poco. Al llegar, lo primero que ves son las casas de colores, que junto con el encaje son su mayor atractivo. Personalmente, tiene para mi más atractivo las casas. 
Lo único que hicimos en esta isla fue pasear. 
Pasear y disfrutar de sus calles, y de la curiosidad de ver las casitas de colores tan bien pintadas, y que le dan un aspecto súper alegre.

_MG_4007

_MG_4024

_MG_4014

Era ya medio dia, y volvimos hacia Venecia, en esta ocasión paramos en la estación Fundamenta Nuova, desde donde pudimos recorrer otra parte de la isla.
Nos perdimos por sus calles, por sus puentes y sus canales. Tanto que llegamos hasta la Academia, así que imaginad que vuelta pudimos dar.

Cerca de la Academia, encontramos la iglesia de San Maurizio, donde había una exposición de instrumentos musicales, algunos databan del año 1600.

_MG_3748

_MG_3752

_MG_3753

Continuamos la tarde montados en el vaporetto, cogimos nuestros pases y nos sentamos delante para dar una vuelta de una hora en la linea 2, desde la parada San Tomá, hasta la plaza de San Marcos. El recorrido nos llevo casi una hora, y nos paseo por todo el Gran Canal, hasta Tronchetto, donde se encuentra el puerto, después el recorrido siguió por el mar, viendo La Giudeca, y la preciosa panorámica que desde allí se tiene de Venecia.

_MG_4112

_MG_4065

En San Marcos, atestada de gente, nos fuimos hasta un punto wifi que habíamos encontrado cerca de nuestro hotel, concretamente en la iglesia de San Pantalon, iglesia que nos sorprendió muchísimo, ya que para nosotros tiene el en su techo el fresco más bonito que jamas hayamos visto.

IMG_0561

Allí nos conectamos a una red que encontramos abierta, Bruce, así se llama la wifi, hizo que pudiésemos comunicarnos con nuestros familiares y amigos, y acompañados de un rico Spritz, pasamos allí un rato.

Estaba apunto de anochecer, y que mejor manera que subidos al vaporetto, y viendo un precioso atardecer desde el barco.

_MG_4257

_MG_4097


Esa noche teníamos pensado cenar en una trattoria con muy buena pinta que ya habíamos visto la noche anterior. Fue todo un acierto, se llama Trattoria Da Silvio y se encuentra en la calle Sestiere Dorsodouro, 3748. Cenamos una exquisita pizza 4 quesos (8€) y unos spaguettis al ragú (8 €), dos botellas grandes de agua (4€), y dos Limoncellos y servicio (4 €) Total: 24 €

_MG_4121

_MG_4122

Yo, después del Spritz y el Limoncello estaba ya para acostarme, así que a la cama a dormir, que mañana sería otro día.

Día que dedicamos enteramente a pasear, 

_MG_3648

a sentarnos frente al mar, 

_MG_4203

a disfrutar de la comida, 

_MG_4165

a pasear por el barrio artistico que hay entre la Iglesia de Santa Maria de la Salud y la Academia, 

_MG_4181

a disfrutar de un buen café,

_MG_4177

a comprar como un veneciano más, en un Billa, y cenar en uno de sus puentes,

_MG_4251

a sentarnos en una plaza a escuchar como un músico ambulante toca su guitarra,

_MG_4222

a ver a los gondoleros pasear turistas en el Gran Canal,

_MG_4043

a admirar escaparates plagados de mascaras,

_MG_3656

a disfrutar de las gaviotas, pajaritos y palomas en un parque, 

_MG_4146

en definitiva, terminamos nuestro último día en Venecia, y de las vacaciones, disfrutando la ciudad  a nuestro estilo.


Babysapito.


Postamigo


Venecia y Burano de Viajes y Vivencias

32 comentarios:

Linamorales dijo...

Felicidades, hermoso relato y fotografias preciosas. Me haces soñar

Mafi dijo...

Es una ciudad increible!! Me alegra que te haya gustado el relato, las fotografías de este viaje me gustan especialmente, cada día el artista se hace más grande ;-) Un besazo

Grace dijo...

¡Niña me ha encantado! ¡Qué fotos más bonitas! A mi también me encanta Venecia, aunque la primera de todas para mi es Roma, pero Venecia desde luego es espectacular.Es que Italia es mucha Italia.

Helena dijo...

Un estupendo relato como siempre.
Lo de tener la plaza de San marcos para vosotros solos debe ser casi como un sueño ¿no? Yo la recuerdo totalmente abarrotada de gente.
Un saludo ;)

David dijo...

Me encanta viajar contigo

Diario viaje Kiana dijo...

Qué buenos recuerdos... Mira que he ido dos veces a Venecia y todavía no he pisado Murano ni Burano, lo mío es delito pero siempre se me han pasado las horas paseando por la ciudad... Está claro que tendré que volver. Dicen que "no hay dos sin tres"!! jejeje.

Que lujo ver la plaza san Marcos sin gente. El madrugón creo que mereció la pena!!

Por cierto a estas horas me has hecho entrar ganas de comer... pizza!!!! Como no tenga ninguna en el congelador... :)

Con ganas de seguir leyendo los relatos del viaje...

Un abrazo!!

Caliope dijo...

Mafiii, precioso relato y preciosas fotos. A mí Venecia me parece mágica. Igual que a Grace, Roma es mi ojito derecho, pero Venecia va atrás, me encanta y no entiendo que haya mucha gente a la que no le guste nada. Yo fui en febrero y la Plaza de San Marcos estaba sola tempranito, un gustazo. Enhorabuena por la entrada!! Besitos guapa!

Mafi dijo...

Italia es la leche, adoro este pais y cada una de sus ciudades, Venecia me ha transmitido algo que ninguna otra me habia dado antes!!! Un besote

Mafi dijo...

Pues la verdad que lo de la Plaza fue genial, al llegar por la tarde y verla llena de gente pasé de estar allí mucho rato, así que por la mañanita fue todo un lujazo. Gracias. Un saludo

Mafi dijo...

Y a mi contigo, eres el mejor compañero de viaje que se puede tener, y mi fotografo preferido, siempre sacas lo mejor de mi jejeje. Te quiero

Mafi dijo...

Como bien dices, no hay dos sin tres, así que ya sabes, para la proxima no te pierdas estas dos maravillosas islas, sobretodo Burano, pasear por sus calles tiene un encanto especial. El madrugón de San Marcos estuvo muy bien recompensado. A ver si escribo el resto del viaje, que ha dado para mucho.

Un beso.

Mafi dijo...

Yo tampoco entiendo que haya gente a la que no le guste, y que diga que huele tan mal; pero ya se sabe, para gusto, los colores. A mi desde luego me ha enamorado, y es una ciudad a la que volveré algun día, y seguro que no solo una vez. Lo de la plaza da gusto!!!

Besitos.

beatriz dijo...

Parece que te ha gustado Venezia.....no me extraña!!! aún no conozco a quien no le guste. Es absolutamente fascinante y diferente a todas.
Estoy deseando leer el resto del viaje, ánimo.
Un beso

Artabria Deambulando dijo...

Venecia no me llamaba demasiado por malos comentarios que había oído, que si olía mal, que si era un caos....y a mi me encantó, bueno, más que eso, me enamoró. Hasta las multitudes la hacían especial y eso que yo me agobio en cuanto hay 10 personas, jeje. Espero poder volver pronto y Murano es preciosa!

Artabria Deambulando dijo...

por cierto, que acabo de ver mi blog en tu blogroll y tienes enlazada una entrada de diciembre en vez del blog :-)

Isaco13 dijo...

Estupendo relato y estupendas fotos. Hermana, muchas gracias por trasladarme por un rato a la ciudad de los canales. Espero poder visitarla algún día. Un besazo enorme

Mafi dijo...

Muchas gracias Beatriz, yo había escuchado a gente que le había decepcionado, o que olía muy mal. La verdad que a mi no me olio mal en todo el viaje y me parecio fascinante. Gracias por seguirme. Un beso

Mafi dijo...

A mi me pasó algo parecido..., las multitudes me siguen agobiando, pero busco los lugares tranquilo y ya está jeje. Murano nos encantó, pero para mi gusto me quedo con Burano. ;-)

Mafi dijo...

Upss, ahora mismo lo cambio. Gracias ;-)

Mafi dijo...

Hermano gracias por leer la entrada, me alegra tanto que te haya gustado...y que por un momento te haya llevado a las calles de esa maravillosa ciudad. Seguro que algun día la visitas, no lo dudes. Un besote

Muñekita CaT dijo...

Hola!
Tu blog está genial, me encantaria afiliarlo en mis sitios webs de Turismo y por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiarnos ambos con mas visitas.

me respondes a munekitacat@gmail.com

besoss!
Emilia

Camila dijo...

Desde chica que sueño con esa ciudad. Lo que más me ha cautivado fue cuando me han contada sus famosas calles cubiertas por el agua. Estoy muy contenta porque después de muchos años, voy a poder ir a un hotel barato en venecia que me permitirá conocer sus callecitas pintorescas

ROSANA dijo...

Mafi, como siempre, estupendo relato. Venecia enamora y siempre qUe leo algo de ella quiEro volver!!!un abrazo!!!

ROSANA GARCIA dijo...

NO RECORDABA SI YA ERA SEGUIDORA TUYA....Ahora lo he hecho de nuevo....un beso!!!

mimundoenunamaleta dijo...

Me encanta Mafi... Venecia es... simplemente Venecia

Mafi dijo...

Muchas gracias, te he enviado un email.

Un saludo

Mafi dijo...

Camila espero que disfrutes de la ciudad, y que supere tus expectativas. Para mi fue un momento maravilloso, los recuerdos son preciosos y sin duda me cautivó.

Un saludo y disfruta del viaje

Mafi dijo...

Venecia me ha dejado más que enamorada!!!! Muchas gracias por seguirme. ;-)

Un abrazo

Mafi dijo...

Gracias guapa. Un beso

Mafi dijo...

Venecia es única. Tengo ganas de volver.

Caliope dijo...

Hola reina, tengo un regalito en mi blog para ti, espero que te haga la misma ilusión que a mí, muacks.

Anónimo dijo...

Y yo he tenido la suerte de ir 4 veces y siempre me sorprende, a la cuarta lleve a mi mujer (antes fue por trabajo), e iba un poco recelosa por los comentarios que habia recibido, pero yo la saque de las zonas "guiris", Venecia, es para perderse... Y disfrutar de sus osterias tomandote un vini...

Publicar un comentario en la entrada

Deja tus comentarios